La importancia de la postura en el buceo.

Tengo amigos que se ríen y me dicen que buceamos como zombis por ir con los brazos estirados. Yo me rio con ellos y no suelo dar más explicaciones. Está claro que cada uno puede ir como quiera, pero mirándolo desde la perspectiva de la eficiencia lo intentare desmenuzar.

Hay varios factores que son importantes cuando buceamos, algunos de ellos son la hidrodinámica, la menor generación de CO2, la conciencia del entorno, facilitar la respiración y no menos importante reducir el consumo. Así mismo hablé del trim anteriormente, el cual no tiene mucho sentido sin una buena postura.

Todos estos factores son importantes siempre, pero conforme buceamos más profundos y con más material encima, su importancia aumenta.

Como ya comenté anteriormente el gas más nocivo para el buceador y del cual no podemos escapar es el CO2. Es producido por nuestro metabolismo y lo único que podemos hacer es producir menos y eliminarlo más eficientemente.

Para producir menos debemos de movernos menos y que esos movimientos sean lo más eficientes. Por ello una postura más hidrodinámica nos permitirá desplazarnos más con menos esfuerzo.

Voy a poner dos ejemplos que pueden ilustrarnos a que se debe de asemejar la postura que debemos adoptar.

La primera imagen que quiero que tengáis es la de un nadador de crol, la segunda es la de un buceador usando un scooter. Ambos estirados de brazos y piernas. Precisamente, porque así es como menos resistencia oponen y más eficiente es el desplazamiento.

¿Entonces porque en un buceador nadando debe de ser distinto?

Nos cansaremos menos, nos desplazaremos más rápido y al movernos menos produciremos menos CO2. Como vemos de momento vamos amortiguando dos de los factores antes mencionados.

Un fallo típico es tener el tronco o “core” bien y tener las piernas/rodillas caídas. Eso puede pasar por varias razones. Una  es que no tenemos los glúteos y lumbares apretados y otra es porque las piernas deben de estar lo más estiradas posible.

Esto influye en la hidrodinámica, en la correcta ejecución de las patadas y que el empuje no lo hagáis hacia atrás sino hacia abajo, con lo que termináis levantando más sedimento de lo que debiera y dañando el fondo.

Me podéis argumentar que al aletear las piernas se encogen, sobre todo en la patada de rana. El problema al encoger demasiado las piernas es que podemos cometer el fallo de frenar nuestro deslizamiento tras el aleteo. Cada vez que encogemos las piernas creamos un muro que nos frena el avance y hace menos eficiente el desplazamiento teniendo que aletear más veces para avanzar los mismo.  Resultado más esfuerzo, más CO2.

Por eso las piernas no deben de romper la hidrodinámica y sobrepasar la parte más alta que suele ser la cabeza del buceador, ni las rodillas estar más bajas que la barriga. Esto dependiendo de la potencia que le queremos dar a la patada se consigue más o menos. Pero una patada bien ejecutada es más eficiente que dos mal hechas.

Otro de los puntos importantes de la postura es la posición de la cabeza, esta debe de ser alta.

¿Como de alta y como sé si es suficiente? A mí me dieron tres claves que en su momento me parecieron casi imposibles sin perder el trim, pero conforme iba practicando y mejorando la postura se van consiguiendo.

La primera es que desde mi postura debía de ver el espejo del agua, la segunda es que mirándome de frente no se me debía de ver la franja superior de la máscara y tercera que mirado desde el lateral el cristal de la máscara debía de estar perpendicular al fondo.

trim_piscina

Con esto se consiguen dos cosas, primero la apertura de las vías aéreas con lo que conseguirá una mejor eliminación del CO2 y una mayor facilidad de respirar conforme el gas con la profundidad se vuelve más denso. Segundo una mayor conciencia del entorno pudiendo ver cosas que podían estar sobre mí, como mis compañeros y cualquier obstáculo.

Vamos a por el siguiente punto, los brazos estirados. Cuanto más estirados y horizontales mas hidrodinámicos somos, pero dependiendo el momento y tarea que estemos realizando el ángulo será mayor o menor. Si estamos haciendo una descompresión parados cuando mas horizontales mejor, pero si estamos tirando hilo o llevando un scooter pues igual los tenemos en 45º.

No menos importante de la posición de los brazos estirados es la mejora en la respiración.

Os invito a que hagáis un experimento conmigo. Levantaros y de pie bajar los brazos y la cabeza, más o menos como cuando cogéis un gato de la nuca.

A continuación intentar hacer tres respiraciones profundas. Observar cuanto se llenan los pulmones.

Ahora levantar los brazos como queriendo tocar el techo y a su vez levantar la cabeza mirando el  techo. Repetir las tres respiraciones profundas. Veréis que la diferencia es muy grande.

Si solo levantáis la cabeza y dejáis los brazos caídos, nos será tan eficiente como levantando ambas cosas.

Volvemos a mejorar dos factores, la eliminación del CO2 y la facilidad de la respiración.

Aunque no es específicamente el tema pero recordar que una configuración correcta e hidrodinámica del equipo es fundamental para conseguir una postura eficiente.